ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. Enlace con POESIA PALMERIANA. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL. Los lectores deciden si este blog es bueno, malo, o merece la pena leerlo.

domingo, 26 de abril de 2020

La vivienda vacacional en Alicante (España), 'inmune' al coronavirus: se mantienen las reservas y el interés

26/04/2020 - 
ALICANTE. El sector turístico es uno de los más afectados por las consecuencias de la pandemia del coronavirus, por razones obvias: hoteles y hostelería no saben cuándo podrán volver a abrir y en qué condiciones. Sin embargo, la variante de la vivienda vacacional, que es la mayoritaria en la provincia de Alicante, no está sufriendo esta crisis con el mismo rigor. Incluso, en cierta manera, podría beneficiarse.
El comportamiento de la demanda en este segmento no tiene nada que ver con el hotelero: se mantiene el interés, las búsquedas en webs especializadas y el volumen de reservas. Las cancelaciones, de hecho, se van produciendo a medida que se acerca la fecha de la reserva y el cliente tiene la certeza absoluta de que no va a poder viajar, por las sucesivas prórrogas de las medidas de limitación de la movilidad. Y muchas familias están pensando en pasar las vacaciones, si finalmente pueden hacerlo, en una vivienda turística en lugar de un hotel, por las características inherentes a este formato.
El presidente de la Asociación de Apartamentos Turísticos (Aptur), Miguel Ángel Sotillos, explica que el sector está preparado para reabrir en cuestión de días. "Es privado, seguro, fácil de limpiar... Estamos trabajando con Sanidad en protocolos de limpieza estandarizados para dar garantías reforzadas", explica. Al margen de los apartamentos, donde el usuario se va a encontrar con mucha más gente en las zonas comunes, hay un interés por viviendas unifamiliares y villas, donde es más fácil evitar el contacto. No obstante, "están entrando pocas reservas porque la gente tiene miedo y no sabe si podrá viajar". Los nuevos clientes buscan fechas a partir de agosto e incluso octubre o final de año, pero no para junio y julio.